DIEZ MESES

nisman
Cada vez falta menos para que descanse en paz

Se cumplen desde la violenta muerte del fiscal Alberto Nisman, producida pocos días después de acusar por el encubrimiento del atentado más terrible de nuestra historia a la presidenta y varios de sus secretarios, y un día antes de presentarse al Congreso, a exponer sus razones. La justicia la hará el pueblo el domingo.

yo
*Horacio Minotti. Director periodístico

Pasaron 10 meses sin que la Justicia pueda dar una explicación certera sobre la muerte de Alberto Nisman, una muerte que, se diga lo que se diga, constituyó un homicidio. Y que se produjo pocos días después de haber denunciado a la Presidenta de la Nación, varios ministros y colaboradores, por pactar con Irán el encubrimiento de los responsables de la voladura de la AMIA, que produjo 80 muertos.

La denuncia de Nisman había causado un gran impacto en el gobierno, y un día después de ser encontrado muerto, el fiscal debía comparecer en la Cámara de Diputados para explicar lo argumentos de su denuncia. Se estaba preparando para ello, repasaba su extenso escrito, lo subrayaba con resaltador, según pudo observarse en la escena del crimen.

La reacción del gobierno fue confusa. Primero tuvo 48 hs. en que pretendió instalar un suicidio, pero cuando las pocas pruebas que no se alteraron en el lugar del crimen indicaron lo contrario, retrocedió.

Desde allí el juego fue tratar de ensuciar a una persona fallecida y por ende indefensa, por aspectos de vida personal, su relación con modelos y sus salidas nocturnas, probablemente como las de cualquier otro hombre divorciado de su edad. La emprendieron también contra su anciana madre; y sepultaron su denuncia sin investigarla, en el que probablemente haya sido el acto de impunidad explícita más flagrante de este gobierno y sus cómplices judiciales.

Nisman no descansa en paz, pero lo hará. Vienen otros tiempos en la Argentina, y la Justicia que todavía no pudo proveer el Poder Judicial, seguramente la inicie el pueblo el próximo domingo. La denuncia del fiscal, cerrada como lo fue, sin investigar, no hace “cosa juzgada”, en todo caso sería una “cosa no juzgada”, no fue sometida a investigación, puede reabrirse y debería reabrirse. Y las circunstancias de su muerte, pueden esclarecerse. Todo eso vendrá, es parte de la Argentina en paz que podemos conseguir el próximo domingo 22 de noviembre. Amén.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s