MARCOS Y JAIME: LOS ARQUITECTOS

55b2295b1da02
Diseñando un presidente

El futuro jefe de gabinete de ministros de Macri y el especialista ecuatoriano, fuertemente cuestionados por su estrategia a lo largo de la campaña, fueron artífices evidentes de la llegada del líder de CAMBIEMOS a la Casa Rosada.

yo
*Horacio Minotti. Director periodístico

Anoche, en un escenario de festejos, emotivo, Mauricio Macri hizo una mención especial: destacó el trabajo de su jefe de campaña Marcos Peña, quién será, a su vez, el jefe de gabinete de ministros del próximo gobierno. Lo hizo por afecto, por tantos años de estar cerca, pero también fue un reconocimiento a uno de los padres del triunfo de ayer.

Y ha sido de los padres que menos se notan. Porque María Eugenia Vidal y Horacio Rodriguez Larreta, fueron enormes ganadores en los distrito que les tocó batallar y en el caso del último de ellos, se hizo además cargo de la campaña en Santa Fe. Pero lo de Peña fue diferente, porque el diseño de una estrategia de campaña se ve, pero no se percibe como lo que realmente es: un todo concreto, articulado y armónico que requiere una conducción precisa, como un mecanismo de relojería.

La guía conceptual, tuvo un aporte fenomenal de Jaime Duran Barba, más allá de que sus independientes expresiones públicas no siempre coincidiesen con las del nuevo presidente. Y en la ejecución de ese plan conceptual, el “relojero” fue Peña.

Hubo momentos difíciles en el proceso. Tal vez el más complejo fue el que encerró la decisión de no acordar una alianza electoral mas amplia, incluyendo a Sergio Massa. Y pocos sostuvieron la decisión de no hacerlo como Duran Barba y Peña. Los medios presionaron como nunca, y el Círculo Rojo empujó con fiereza. Los analistas políticos, o la mayoría de ellos, sostuvo que Macri le servía así la presidencia a Daniel Scioli. Se equivocaron.

Fueron los mismos analistas que utilizando categorías anticuadas de análisis político, erraron elección tras elección sus pronósticos. Alguno, divertido pero soez, dijo en televisión antes de la primera vuelta algo así como que el peronismo “le haría el amor a la ONG (Cambiemos) con el miembro en reposo”. Luego, siguieron siendo convocados a los programas televisivos y publicando sus columnas como si fuesen el oráculo de la política argentina.

Con varios de tales oráculos compartí una mesa a mediados de 2003, hace ya muchos años, cuando recién asumía la presidencia Néstor Kirchner. Los escuché coincidir en que el santacruceño no se mantendría ni seis meses en el poder. Desde entonces le vienen pifiando.

Pero volviendo a hoy, conviene resaltar la importancia de los arquitectos de la victoria de Mauricio Macri. Porque diseñaron y ejecutaron una estrategia coherente, y la sostuvieron contra todo augurio, transformádose en una pata sustancial del proyecto político que inicia la época de la recuperación argentina el próximo 10 de diciembre.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s